Son muchas las notas que leemos cada día en internet, hay tanta información que muchas veces podemos caer en la llamada infoxicación, ya que nos resulta complicado tamizar así  lo que leamos nos aporte en nuestro trabajo cotidiano.

Hablamos hace un par de días con alumnos de Social Media, sobre la importancia de lo que escribimos o se dice de nosotros en internet y el cómo debemos manejarlo, es una conversación interesante porque por mas que se desee para quienes estamos más de 10 horas diarias en la web no nos queda otra que ser nosotros mismos, es decir no creo (posición muy personal) que uno pueda dar una imagen de lo que no es, porque el personaje caerá en algún momento, naturalmente de lo que si debemos ser muy conscientes cada vez que escribimos que ese comentario, nota o imagen será pública y sumará  a nuestra identidad web.

Esta mañana leí una nota que me resultó súper valiosa de Lina Ceballos en Pulso Social, titulada Cómo manejar una reputación negativa en Internet.  Se las recomiendo ya que aquí se brinda una descripción clara y detallada sobre un vértice del tema, mas unos tips interesantes de cómo manejar justamente una reputación negativa en Internet.